Oct 22, 2023 / 10:30

El demonio de la ausencia

Contraseñas

Miguel Valera

Desde que murió Rogelio —me contó una tarde de tormenta Hania— la tranquilidad y felicidad de su vida se esfumaron. Fueron una pareja feliz durante diez años y no pensaron en tener hijos tan pronto porque querían disfrutar su juventud, su compañía. Cada viernes tomaban carreteras para ver atardeceres o amaneceres en algún sitio nuevo. A mi me gustaba de ambos su sonrisa fresca, intensa, contagiosa. Eran la pareja perfecta.

Cuando él murió —arrollado por una pipa sin frenos—, su mundo feliz se vino abajo. Lloró hasta que sus lagrimales quedaron secos como la laguna del Farallón. El mundo feliz e iluminado que tenía, se volvió gris, con nubarrones permanentes. Todos sus amigos intentamos animarla. Tomás le recomendó a dos o tres tanatólogos. Estoy seguro que esas terapias te ayudarán, le dijo. No sirvieron para nada.

Pasaron muchos meses, años quizá, hasta que un día nos encontramos con varios amigos en La Chipola, un restaurante ubicado en el número 21 de la calle Mártires 28 de agosto, en Xalapa. La vi tranquila. Se comió una ensalada de lomo de atún aleta amarilla con hojas verdes, tomate, palmitos, queso regginito y tostas. Conversó normal, se tomó dos copas de vino de la casa y al final pidió de postre un “cremoso de hojaldre”, también mi postre preferido, una delicia de queso mascarpone y hojaldre troceado, con miel de arce, piñones tostados y frutos rojos. Era el que siempre pedía Roger, nos dijo.

Ese día la llevé a su casa de Las Ánimas y antes de llegar me pidió que nos detuviéramos en un parque, porque quería fumar. Ahí me contó que Roger seguía con ella. La miré sorprendido y pensé, claro, que había superado la ausencia y que él estaba ahí espiritualmente. No, insistió: él está conmigo, ahí en mi departamento. Pasé meses muy difíciles pero un día empecé a notar su presencia. Fueron muchas señales, insistió. Al principio pensé que me estaba volviendo loca, pero poco a poco fui descubriendo que era él.

No me mires así, me dijo al ver mi rostro sorprendido, mientras soltaba una bocanada grande, de humo, desde el fondo de sus pulmones. Entonces vi los moretones en sus muñecas y en sus brazos. Son de él, me contestó. A veces jugamos. Le gusta amarrarme. Ya sabes, juegos de alcoba. Pero no pasa nada, lo disfruto. Es algo nuevo para mí, pero me gusta. Esa parte intensa de él no la conocía muy bien, pero me he ido acostumbrando.

Hania, le insistí, ¿está todo bien? Por eso no me gusta contarle a nadie de este nuevo Rogelio, pero es él, no tengo duda, contestó. Yo fui la primera sorprendida, pero lo extrañaba tanto que ahí apareció. No lo veo, pero lo siento. A veces es un poco frío o violento, pero sé que es él y que está ahí. Siempre amanezco exhausta, cansada, pero se que es él y que está conmigo, insistió.

Intenté abrazarla, con cierta compasión, pero me quitó el brazo. Perdón, me dijo, es que tengo lastimado los hombros y la espalda. Cuando la dejé en su casa, pensé en lo íncubos y súcubos, demonios masculinos y femeninos de la edad media, que según la mitología poseen a hombres y mujeres en sus sueños. Las víctimas —nos decía el padre Casto Simon, en sus charlas de posesiones— viven la experiencia como un sueño sin poder despertar de éste.

Son seres que se aparecen en forma de hombre o mujer y buscan tener relaciones sexuales con sus víctimas a quienes ilusionan y terminan consumiéndolas. Son seres del infierno, añadía. Esa noche, mientras seguía paladeando el “cremoso de hojaldre” de La Chipola, pensaba en Hania —¿no significa su nombre “espíritu guerrero”? y sus noches intensas con ese demonio del dolor y la ausencia, quizá más peligroso que cualquier ser mitológico que pudiera meterse a su cama.

CD/GL

* Las opiniones y puntos de vista expresadas son responsabilidad exclusiva del autor y no necesariamente reflejan la línea editorial de Cambio Digital.

Otras Columnas:

Jul 21, 2024 / 11:45

El exorcista de Puente Jula

Jul 14, 2024 / 11:52

El hombre sin pasado

Jul 08, 2024 / 09:07

Denuncian irregularidades en el DIF Xalapa

Jul 07, 2024 / 11:33

Morir por la fe

Jun 30, 2024 / 10:49

El gigante con pies de barro

Jun 28, 2024 / 09:15

MC, los liderazgos regionales en Veracruz

Jun 26, 2024 / 12:58

Rescate y Crecimiento: El Compromiso del Instituto de Pensiones del Estado de Veracruz con los Adultos Mayores

Jun 23, 2024 / 11:42

La historia de Rebeca Marcial, mejor que ficción

Jun 17, 2024 / 09:56

Ni chapulines ni oportunistas ¿es posible en política?

Jun 16, 2024 / 11:12

La vida es un sueño

Jun 14, 2024 / 10:41

 ¿Cambio de 360 grados en la política mexicana?

Jun 12, 2024 / 10:34

En el recuento: gran participación ciudadana en Veracruz

Jun 10, 2024 / 10:36

Tenemos derecho al mejor de los futuros

Jun 09, 2024 / 09:12

Xico viejo y el fin del mundo

May 29, 2024 / 09:49

Asociaciones de profesionales veracruzanos con Rocío Nahle

May 27, 2024 / 10:15

Felipe Sosa, aviador y falsificador en la SEV

May 26, 2024 / 09:50

Identidad oculta

May 19, 2024 / 11:37

Confesor voyerista

May 12, 2024 / 09:55

No sabía que estaba muerto

May 05, 2024 / 11:19

La carta de Nicole

May 03, 2024 / 08:51

José Manuel del Río Virgen, su cercanía con la prensa

Abr 26, 2024 / 08:20

¿Redistribución del agua? Sheinbaum decepciona a panuquenses

Abr 24, 2024 / 11:36

Un urgente llamado a la paz y al rechazo a la violencia

Abr 22, 2024 / 09:06

Alcaldesa de Pueblo Viejo y esposo politizan uso del agua

Abr 21, 2024 / 09:32

Inmensamente rico

Abr 19, 2024 / 11:54

Adriana Rojano Pazzi y Xalapa

Abr 17, 2024 / 09:48

Tecnológico de Xalapa, aplicación social del conocimiento

Abr 14, 2024 / 12:58

Fe ciega

Abr 10, 2024 / 10:41

Tecnología contra el crimen, propuesta Verde

Abr 07, 2024 / 09:58

El día del fin del mundo

Abr 03, 2024 / 10:58

El dinero del pueblo, para el pueblo

Abr 01, 2024 / 10:56

Hipólito, contra candidatos chapulines

Mar 31, 2024 / 10:57

Viacrucis en Taxco

Mar 29, 2024 / 10:24

Van controlando incendios en Altas Montañas  

Mar 25, 2024 / 08:42

Movilidad, un reto en Xalapa

Mar 24, 2024 / 10:12

Hijo del abandono

Mar 22, 2024 / 13:52

Abrazos y no balazos: Cuitláhuac

Mar 18, 2024 / 10:31

La soberbia política

Mar 17, 2024 / 09:56

La ficción de la euforia

Mar 13, 2024 / 13:09

Claudia Sheinbaum en el sur de Veracruz

Mar 11, 2024 / 11:03

El derecho a la crítica

Mar 10, 2024 / 11:19

Compasión sin compasión

Mar 08, 2024 / 11:35

¡Qué decepción Marcelo!

Mar 03, 2024 / 10:17

Camionero escatológico

Feb 25, 2024 / 11:46

La teoría de la felicidad

Feb 18, 2024 / 09:46

La mujer que decía malas palabras

Feb 11, 2024 / 09:06

El dinamitero francés

Feb 04, 2024 / 11:19

Ya todos se fueron

Ene 21, 2024 / 10:15

Murió de tristeza

Ene 14, 2024 / 11:53

Cincuenta pesos para un taxi

Ene 07, 2024 / 09:45

Amnesia en día de Reyes

Dic 31, 2023 / 12:21

Regresar de la muerte

Dic 24, 2023 / 12:49

Un libro de 160 Años

Dic 17, 2023 / 11:03

Los puercoespines de diciembre

Dic 10, 2023 / 10:07

El dolor por el bien ajeno

Dic 03, 2023 / 10:58

Vicio solitario

Nov 26, 2023 / 11:05

Blackout existencial

Nov 19, 2023 / 11:36

Puto, putas, putare, la palabra latina

Nov 12, 2023 / 12:11

Post – Its de esperanza

Nov 05, 2023 / 09:29

Inhalando el futuro

Oct 08, 2023 / 09:33

Inocencia perdida

Oct 01, 2023 / 09:37

La pecadora

Sep 17, 2023 / 10:14

En la intemperie

Sep 10, 2023 / 10:24

Fantasma en El Haya

Ago 27, 2023 / 11:32

El amor y sus razones

Ago 20, 2023 / 13:43

El padre ausente

Ago 13, 2023 / 08:29

La muerte de Mila

Ago 06, 2023 / 12:00

La mató por amor

Jul 30, 2023 / 10:10

Amor en el bosque de los Sahuaros

Jul 23, 2023 / 10:32

Amor y Nostalgia Junto al Támesis

Jul 16, 2023 / 10:22

Locura por calor

Jul 09, 2023 / 10:56

David, Goliat y la honda

Jul 02, 2023 / 12:25

Voces de oscuridad

Jun 25, 2023 / 12:07

Jacinto Kone

Jun 04, 2023 / 10:50

Remordimientos existenciales

May 28, 2023 / 10:05

El Precio de Vivir