Ene 14, 2023 / 21:07

BZRP Music Sesión #53 un fenómeno social

Sin medias tintas

Claudia Viveros Lorenzo

Existen miles de canciones de música popular que sin temor revelan un machismo desmedido. Esta semana la cantante colombiana de 45 años, Shakira, lanzó su más reciente canción en colaboración con el argentino BIZARAP. Un tema sin nombre propio. Etiquetado solo como BZRP Music Sesión #53 y los infiernos ardieron. Un dato impresionante, en solo una hora el video del tema tenía más de tres millones de visualizaciones. Al día de hoy que escribo esta columna, (tres días despues de su lanzamiento) cuenta con más de 76 millones de visualizaciones. Escuchamos en ella a una mujer desnudar su dolor de forma directa y sin tapujos.

Con sinceridad les digo que no estaba en mis planes hablar de este tema esta semana, ya había escrito otra cosa, pero no puedo dejar pasar el fenómeno social que hemos presenciado. Esto no es cuestión de chisme, no. No podemos quedarmono en un plano tan simplista. Realmente esto como dije ya, es un fenómenos social. Que replicó y abanderó a miles. Porque el hartazgo ha sido bastante y aunque el debate se ha desencadenado, la realidad se resume en que, la mayoría se ha espejeado en la baranquillera, quien vivió tremenda traición por el padre de sus hijos Gerard Piqué, quien la dejó por una chiquilla de 22 años, con la que acaba de celebrar su primer aniversario de relación. Lo chistoso es que hace apenas seis meses se separó de Shakira. Como parte de la cultura pop esto se ha desatado, porque ha estado al alcance de todos, pero no es la primera mujer que getiona su amor a traves del arte, Podemos encontrar en obras literarias por ejemplo como: “Los días del abandono” de Elena Ferrante, “Rota” de Lorena Pronsky o “Rara” de Natalia Zito, que también son proclamos de catarsis.

Pero como lo de Shaki, gracias a los medios y las redes pudo llegar a todos en tiempo record obvio que el poder patriarcal se desató. Pues sabemos que vive en millones de cabezas (lamentablemente muchas son féminas, que no acaban de poder quebrar el cascarón del machismo en el que fueron educadas) y han querido empañar el fenómeno, tachando a la Banrraquillera como una mujer “ardida y despechada” haciendo compañía y ayudando en la campaña de desprestigio a todos las personas de sexo masculino que tampoco, logran entender nada sobre equidad, sororidad, responsabilidad emocional, etc. Este fenómeno se da simplemente por el hecho de que no siempre es una mujer la que levanta la voz con esa fuerza y al ser recibido socialmente, quebranta los usos y costumbres. La crisis se presenta al incomodar a muchos que no saben que hacer ni que pensar o hasta sentir con un hecho al que no estan acostumbrados y por lo tanto no saben como manejarlo.

Nadie es perfecto y ya alguna vez comenté de la co dependencia de la Colombiana ha dejado ver en sus relaciones de pareja. Pero hoy tambien hay que resaltar la inteligencia y resilencia que esta mujer ha demostrado, una mujer, que está bajo los proyectores pero que encarna a miles que hemos estado en sus huesos alguna vez y que no hemos tenido del todo la oportunidad, como ella, de poner en su lugar y darle la “tunda” social que muchos hombres irresponsables, inmaduros, infieles, tóxicos y sin un gramo de consciencia merecen. Y es que todos señalan a la cantante diciendo que no ha pensado en sus hijos al exponer todos los trapitos al sol de su descenlance matrimonial. Pero nadie refutó cuando el ex-futbolista del Barca Gerard Piqué se paseo y dejó fotografiar con su nueva pareja a días de que todos nos enteraramos de que se había separado de Shakira, yo me pregunto: ¿eso no es una humillación pública? O es que, cuando las humillaciones las hace un hombre, nosotras siempre debemos quedarnos calladitas y en plan de abnegadas mujeres sufridas, que el patriarcado nos ha hecho creer que entre más suframos en silencio, más aguantemos y más carguemos con todo el problema, más excelsas nos volvemos, claro, eso es muy conveniente y muchas lo han creído. Basta ya quedaron atrás los tiempos del fariseísmo (citando a la periodista colombiana Erika Fontalvo, quien también ha hablado del tema), donde escondidos en la mojigatería nos encanta aventar piedras, dandonos golpes de pecho de perfección con autoridad moral o superioridad intelectual, para dictar decálogos de lo que debe o no debe hacer una mujer ante una traición en la que el que era su “pareja”, el padre de sus hijos, el hombre con el que dormía, no tuvo ninguna compasión ni piedad con ella y la dejo sin reparo para irse a “sentir bien” con alguién que lo complacía más.

Porque eso es lo que hacen la mayoría de los hombres y mujeres infieles, buscar la compañía que los hace sentir mejor. Y ahí aplaudo y ovaciono la estrofa de la canción donde Shaki señala de forma textual: “A ti te quede grande por eso estás con una igualita que tú”. Y es que es un hecho que se repite y se repite y se repite en todos estos casos. Los que cambian, es por algo que les venga a su medida, y como sabemos que el que engaña y traiciona tiene un nivel muy bajo, pues obvio, quien los consuele tiene que tener un nivel similar.

Shakira es una artista que siempre ha gestionado sus sentimientos a traves de la música, lo que hizo no es de sorprender solo que esta vez de paso, puso en su lugar a un par de farzantes que se creyeron muy listos y ganadores. Shakira tiene derecho a expresar su dolor como le plazca. Una mujer sin escrúpulos que no le puso freno a las intensiones y propuestas de un hombre infiel que tampoco tuvo reparo de detenerse a pensar en la relación que mantenía ni quizo brindarle el respeto a la mujer con quien desde hace 12 años dormía y compartía techo, dos que ahora quieren hacer como que no pasó gran cosa y que … la vida sigue y sí, la vida sigue solo que ahora tendrán que escuchar la canción a cada paso que den y como ya les compuso Shaki: mastiquen, traguen, traguen mastiquen…

Comentarios: draclaudiaviveroslorenzo@gmail.com
Sígame en mis redes:
Facebook: Claudia Viveros Lorenzo
Twitter: @clauss77
Linkendl: Claudia Viveros Lorenzo

CD/JV

* Las opiniones y puntos de vista expresadas son responsabilidad exclusiva del autor y no necesariamente reflejan la línea editorial de Cambio Digital.

Otras Columnas:

Jun 16, 2024 / 13:36

Nodal y sus víctimas

Jun 10, 2024 / 09:21

Teléfono celular: Descarado ladrón

Jun 02, 2024 / 19:34

2050

May 26, 2024 / 16:50

El insoportable calor.

May 19, 2024 / 16:29

La cultura de la disculpa

May 12, 2024 / 15:28

El descanso

Abr 21, 2024 / 22:14

Estrés hídrico

Abr 15, 2024 / 00:26

El dolor

Abr 07, 2024 / 15:58

La violencia económica

Mar 31, 2024 / 13:22

La paciencia

Mar 22, 2024 / 23:58

Kate tiene cáncer

Mar 18, 2024 / 10:39

El destino

Mar 09, 2024 / 17:52

Desaprender

Mar 03, 2024 / 13:11

El amor propio

Feb 26, 2024 / 09:22

La gente no se va

Feb 18, 2024 / 18:17

La mentira

Feb 04, 2024 / 16:21

Benito:

Ene 28, 2024 / 20:53

Enamorada de los baches

Ene 22, 2024 / 09:11

Héroe nacional

Ene 15, 2024 / 22:42

La sociedad de la nieve

Ene 08, 2024 / 08:05

Renacer

Dic 19, 2023 / 12:14

Las habilidades del siglo XXI

Nov 26, 2023 / 14:26

El odio desde el anonimato

Nov 19, 2023 / 21:26

Vergüenzas

Nov 12, 2023 / 22:43

El saludo

Nov 05, 2023 / 23:05

Andrés entre su ceguera y su sordera

Oct 23, 2023 / 00:48

El error favorito

Oct 16, 2023 / 10:54

El cuidado de la salud mental del docente

Oct 08, 2023 / 17:35

El tiempo ya no es un valor

Sep 25, 2023 / 08:54

Zombieland

Sep 18, 2023 / 08:43

El despecho de Ebrard

Sep 11, 2023 / 11:23

"Todo por amor, nada por la fuerza"

Sep 03, 2023 / 12:56

Los presupuestos son el reflejo de las prioridades de un gobierno

Ago 20, 2023 / 20:42

Una mujer presidenta para México

Ago 13, 2023 / 13:21

El callejón de los trancazos

Ago 07, 2023 / 23:10

El drama de los libros de texto

Jul 31, 2023 / 08:00

La miseria del malo

Jul 23, 2023 / 18:42

Claudia o Xóchitl

Jul 16, 2023 / 21:12

Ser o tener

Jul 09, 2023 / 14:53

La intuición

Jun 25, 2023 / 14:32

El Stealthing de Tenoch

Jun 18, 2023 / 13:25

Insatisfacción permanente

Jun 11, 2023 / 15:25

Trevi & Menéndez

Jun 04, 2023 / 17:05

Scooby

May 28, 2023 / 20:17

100 años

May 21, 2023 / 16:29

¿Quién te ha hecho tanto daño Ana?

May 14, 2023 / 15:42

Los problemas se arreglan en casa propia no en la del vecino

Abr 30, 2023 / 17:26

Nuestra evolución cerebral

Abr 23, 2023 / 20:54

Lea que no se arrepentirá.

Abr 16, 2023 / 12:57

La Crisis del Dalai “Lame”

Abr 09, 2023 / 15:05

Gestación subrogada

Abr 02, 2023 / 14:20

IA vs IN

Mar 26, 2023 / 11:14

Teléfono celular, descarado ladrón.

Mar 19, 2023 / 16:09

Norma Lizbeth

Mar 12, 2023 / 16:08

8M

Feb 26, 2023 / 15:54

Resignificar

Feb 05, 2023 / 14:31

Blogueros cubanos de realidades solo imaginadas

Ene 29, 2023 / 20:38

El abuso de Sezane

Ene 22, 2023 / 16:37

Transfeminicidio

Ene 08, 2023 / 23:10

Ovidio

Ene 02, 2023 / 23:34

El fin del escribidor y la reyna de la prensa rosa.

Dic 25, 2022 / 14:50

El ejercicio de Sororidad de Yeri Mua

Dic 18, 2022 / 18:14

Andrés y Pedro

Dic 11, 2022 / 17:00

El segundo de la vida.

Dic 04, 2022 / 17:34

Desaparecidos

Nov 28, 2022 / 07:50

Dar sin esperar

Nov 20, 2022 / 15:02

Tenoch el Prieto

Nov 13, 2022 / 17:19

Favor con favor se paga

Oct 30, 2022 / 16:23

La verdadera inclusión

Oct 09, 2022 / 15:31

Autoreconocimiento

Sep 26, 2022 / 08:10

Baches y más baches

Sep 17, 2022 / 22:49

Tamales neoliberales

Sep 10, 2022 / 20:37

Muere Isabel II, se termina una era

Sep 03, 2022 / 15:07

La tesis no es un trámite

Ago 28, 2022 / 16:02

Dejar de romantizar

Ago 21, 2022 / 12:40

Ikigai

Ago 07, 2022 / 22:36

Solo lo barato puede comprarse con dinero

Jul 31, 2022 / 15:23

Llorar como proceso sanador.

Jul 25, 2022 / 08:35

Títulos y grados como barajitas

Jul 17, 2022 / 15:49

Escuchar para entender, no para responder

Jul 10, 2022 / 16:17

Vivir de apariencia

Jul 03, 2022 / 11:48

51

Jun 25, 2022 / 13:39

Yrma Lydia

Jun 19, 2022 / 15:23

Gordofobia

Jun 11, 2022 / 22:24

Envejecer con dignidad

Jun 04, 2022 / 22:04

Shakira codependiente

May 29, 2022 / 12:17

Entre el ghosting y el gaslighting

May 21, 2022 / 18:19

Netiqueta

May 15, 2022 / 16:44

Micromachismos

May 09, 2022 / 08:53

¿Quién ayuda a los que ayudan?

Abr 30, 2022 / 20:22

Johnny y Debanhi

Abr 24, 2022 / 16:14

Poderosa

Abr 19, 2022 / 20:33

Reprimir aleja de la solución

Abr 12, 2022 / 22:24

Aceptar al otro

Abr 03, 2022 / 16:53

De cachetadas y límites.

Mar 29, 2022 / 15:00

Sobrecalificada

Mar 12, 2022 / 20:49

Escribir es un arte

Mar 06, 2022 / 21:17

El abrazo

Feb 28, 2022 / 17:16

Vladimir y Volodímir, en la búsqueda de un diálogo urgente.

Feb 20, 2022 / 13:57

Háblese bonito

Feb 13, 2022 / 22:51

Los boletos para Bad Bunny

Feb 07, 2022 / 18:50

No haces nada

Ene 30, 2022 / 15:47

Salvador y Agustín

Ene 24, 2022 / 19:46

Adopciones exprés y exhumaciones

Ene 17, 2022 / 12:44

Donald regresando a las andadas

Ene 09, 2022 / 19:32

Infidelidades y doble moral patriarcal

Ene 02, 2022 / 17:39

Retos 2022

Dic 26, 2021 / 20:16

Todo está por las nubes

Dic 19, 2021 / 10:44

Visa mexicana

Dic 12, 2021 / 13:31

La culpa y la co responsabilidad

Dic 05, 2021 / 17:35

De Yosstop a Galilea

Nov 28, 2021 / 22:00

Veracruz inundado

Nov 21, 2021 / 15:33

La llegada de Meta

Nov 15, 2021 / 08:37

Redes de colaboración humana y creatividad

Nov 07, 2021 / 13:56

Los ricos y la hambruna mundial

Nov 01, 2021 / 10:58

El amor ágape

Oct 25, 2021 / 10:10

Ciudadanos del mundo

Oct 18, 2021 / 12:57

El síndrome de la resignación

Oct 10, 2021 / 13:30

7 horas de libertad

Oct 03, 2021 / 14:03

Los recuerdos nos construyen

Sep 26, 2021 / 12:55

El miedo

Sep 19, 2021 / 15:20

Entre la propuesta seria y la cosificación de ésta

Jun 28, 2021 / 17:12

Orgullo y Respeto

Mar 29, 2021 / 23:11

El retorno a lo presencial