Escucha

MIERCOLES 17 DE AGOSTO

El tiempo - Tutiempo.net
Ene 13, 2022 / 05:50

¿Por qué deberías cambiar la mantequilla y la mayonesa por aceite de oliva?

Sustituir grasas como la margarina, la mantequilla o la mayonesa por aceite de oliva te ayudará a mejorar tu salud cardiovascular

Sabemos que el aceite de oliva puede ser un gran ingrediente en nuestra cocina cuando se trata de cuidar nuestra salud, los ácidos grasos y antioxidantes que puede aportar nos protegen de enfermedades como la arteriosclerosis o los niveles elevados de colesterol LDL, es por eso que su consumo resulta tan importante cuándo se trata de las grasas en nuestra alimentación, no obstante, ahora un estudio explica porque es un buen sustituto para elementos como la mayonesa o la mantequilla.

Un estudio publicado en el Journal of the American College of Cardiology ha revelado cómo es que el consumo de más de 7 gramos de aceite de oliva se asocia con un menor riesgo de mortalidad cuando se trata de enfermedades cardiovasculares, neurodegenerativas y respiratorias, e incluso reduce el riesgo de mortalidad por cáncer; esta cantidad de aceite de oliva es equivalente a un poco más de media cucharada, por lo que agregar esta cantidad de grasa saludable en nuestra alimentación diaria puede hacer grandes cosas por nuestra salud.

Aceite de oliva como sustituto de otras grasas

El estudio también explica cómo es qué otras grasas en nuestra alimentación como la margarina, la mantequilla, la mayonesa y la grasa láctea, pueden ser sustituidas por 10 gramos de aceite de oliva, lo que evitaría el riesgo de mortalidad asociadas con este tipo de grasas y a su vez nos ayudaría a mejorar nuestra salud cardiovascular. Sustituir elementos de origen animal o incluso de origen vegetal como la margarina, por grasas saludables como el aceite de oliva, puede cambiar en gran medida el bienestar de nuestro organismo.

Para el estudio se tomaron en cuenta los datos de más de 60,000 mujeres y 30,000 hombres, estos participantes se encontraban libres de enfermedades cardiovasculares y cáncer al inicio del estudio. El seguimiento se dio a lo largo de 24 años, evaluando la dieta cada 4 años, así como la frecuencia de consumo de elementos específicos, tipos de grasas y su modo de uso en la cocina.

Resultados

El estudio encontró que aquellos participantes cuyo consumo de aceite de oliva era mayor, también tenían una actividad física elevada, menos probabilidades de fumar y un mejor consumo de frutas y verduras; al comparar los datos con aquellas personas que no consumían aceite oliva o cuyo consumo de este elemento era menor, se encontró qué los primeros tenían un menor riesgo de mortalidad cardiovascular, mortalidad por cáncer, disminución del riesgo de mortalidad neurodegenerativa y mortalidad respiratoria, siendo que el aceite de oliva y su consumo era un indicador de una dieta más saludable y un mejor estilo de vida.

Con información de: Gastrolab.web

CD/YC

Notas del día: