Jun 23, 2024 / 10:39

Por la sequía, agoniza cultivo de guayabas; este año ya se perdió un ciclo

Agricultores de Aguascalientes, el segundo productor de la fruta a nivel nacional, cosecharán 40 mil toneladas este año, apenas la mitad de lo que generan

Aguascalientes, el segundo productor nacional de guayaba, ya perdió un ciclo de producción de la fruta; de seguir la sequía, otro correrá con la misma suerte.

Con más de dos mil productores y cinco mil hectáreas dedicadas a dicho cultivo, este municipio generará este año entre 35 mil y 40 mil toneladas, la mitad de las 80 mil que produce anualmente.

Las zonas productoras de guayaba están prácticamente paradas, los guayabos están vivos gracias a las lluvias de los últimos días; sin embargo, no produjeron durante este año”, lamentó Miguel Martínez Rubio, representante estatal de los agricultores.

La mitad de los terrenos de cultivo depende de presas y la otra mitad, de pozos. Sin embargo, ni siquiera los sistemas de riego evitaron la crisis.

El agua que sale de esta presa llega al pie del árbol de manera tecnificada, no se desperdicia una sola gota de agua y aun así vea cómo estamos”, señaló Martínez Rubio.

Huertas detenidas, árboles secos que no produjeron una sola guayaba y presas prácticamente secas es el panorama observado en un recorrido.

Ante esta situación, los productores locales tienen que comprar guayaba en otras entidades federativas para cumplir sus compromisos de exportación, que son de 15 mil toneladas anuales, principalmente hacia Estados Unidos.

SE DESPLOMA PRODUCCIÓN DE GUAYABA
Este municipio, segundo productor más importante de guayaba a nivel nacional, agoniza, pues lleva un ciclo perdido y uno que, de no llover, sufrirá la misma suerte.

Las zonas productoras de guayaba están prácticamente paradas, los guayabos están vivos gracias a las lluvias que ha habido en los últimos días; sin embargo, no produjeron durante este año”, dijo Miguel Martínez Rubio, representante de los productores de guayaba en Aguascalientes.

Son más de dos mil productores de guayaba en Calvillo y cerca de cinco mil hectáreas, de las cuales, 50% depende de las presas y 50% de pozos profundos. Anualmente producen 80 mil toneladas de guayaba, pero debido a la sequía sólo han logrado producir 40 mil toneladas.

Alrededor de 80 mil toneladas anuales son las que se producían, pero por la situación vamos a andar sobre las 35 a 40 mil toneladas”, aseveró.

Las siete presas que dotaban de agua los guayabos han llegado a su nivel más crítico ante la falta de lluvias y ya no se les puede sacar una gota, pues la que queda es sólo para la sobrevivencia de peces y animales.

Podemos apreciar marcas donde llega el vertedor en la presa Ordeña Vieja, llegó a llenarse y verter bastante agua porque había bastante lluvia… había júbilo entre nosotros, el cual ahora se convierte en tristeza porque van dos años consecutivos que no tenemos captación de lluvias mas que mínima completamente”, dijo Refugio Torres Reyes, productor en de Calvillo.

Huertas sin producción, árboles completamente secos que no dieron una sola guayaba y presas prácticamente secas, así es el panorama en Calvillo.

Ahorita ya deberíamos estar en con los trabajos del siguiente ciclo, la guayaba es un fruto de un ciclo muy largo, necesitamos un año para producir guayaba, el ciclo inicia en febrero, con los primeros calores”.

Ni siquiera la tecnificación con la que cuentan, con lo cual no se desperdicia una sola gota de agua, logró evitar catástrofe.

El agua que sale de esta presa llega al pie del árbol de manera tecnificada, no se desperdicia una sola gota de agua y aún así ve cómo estamos”, expresó el representante de los productores

Los productores de guayaba exportan alrededor de 15 mil toneladas, principalmente hacia Estados Unidos, ante la situación tuvieron que comprar guayaba en otros estados para cumplir con el compromiso.

Desde el año pasado ya no alcanzamos a exportar, la guayaba no adquirió la calidad necesaria para que se fuera, y en este año pues de plano completamente no sacamos nada”, expreso Roberto Hernández Rojas, productor.

Son miles de familias afectadas por la sequía y la falta de producción.

Las pérdidas son grandísimas, pero además de las pérdidas está la desintegración de nuestra gente, porque se nos van nuestros hijos, hijas, familias enteras a EU por falta de empleo, yo simplemente tenía cuatro a cinco trabajadores siempre y ahora no tengo uno solo porque no hay nada que hacer, se perdió 100% la cosecha, no tenemos absolutamente nada y esa es la tristeza de nosotros”.

Para los productores es la peor crisis por sequía que han tenido, la cual de llover tardarían al menos tres años en poder recuperar los guayabos que logren resistir y no mueran, de no llover sería el segundo ciclo sin producción.

Únete a nuestro canal de Whatsapp y entérate de las noticias más relevantes del día, artículos de opinión, entretenimiento, tendencias y más.

Con información de: Excélsior

CD/GL

Notas del día: