Oct 20, 2021 / 05:54

¿Hipotiroidismo? 5 alimentos que debes evitar si tienes problemas de tiroides

Hay alimentos que resultan controversiales cuando hay problemas de tiroides, te contamos de 5 que no debes consumir sin supervisión médica

El hipotiroidismo es una enfermedad que afecta a la glándula de la tiroides, lo que evita que el organismo produzca suficientes hormonas tiroideas que ayudan a controlar el crecimiento, la reparación celular y el metabolismo, razón por la que pacientes con esta afección tienden a subir de peso, sentirse cansados, perder pelo, sufrir depresión u otros problemas aún comiendo de forma saludable.

Aunque la alimentación no cura por sí sola el hipotiroidismo, la combinación de un tratamiento adecuado y nutrientes aconsejados para evitar este problema, puede ayudar a restaurar la función tiroidea y minimizar los síntomas, razón por la que para empezar hoy te compartimos 5 alimentos que debes evitar si tienes problemas de tiroides y evitar que al consumirlos empeoren tus síntomas.

1. Gluten

Aunque el gluten no afecta directamente a la glándula tiroidea, sí puede dificultar la absorción de los medicamentos que reemplazan a las hormonas, por ello es recomendable reducir al mínimo la ingesta de este nutriente para promover un efecto más efectivo en el tratamiento enviado por el médico. Los productos con gluten son los elaborados con base en trigo, cebada, centeno, espelta, kamut y en algunos casos, la avena (si está contaminada).

2. Brócoli y coliflor

El brócoli, la coliflor y otros crucíferos como las coles, son una fuente de bociógenos, unos compuestos que pueden interferir con el funcionamiento normal de la glándula tiroides, además de que dificultan la absorción de yodo, un nutriente esencial en a producción de las hormonas tiroideas. Reduce al máximo su consumo y cuando lo hagas, prefiérelo al vapor.

3. Soya

Aunque es recomendable por sus múltiples beneficios, a los pacientes con hipotiroidismo no les sienta bien. La soya y sus deribados, incluyendo productos como tofu, tempeh, edamame, son fuente de bociógenos además de isoflavonas, un fitoestrógeno que altera la función de la glándula tiroides. Evita consumir soya o cualquiera de sus presentaciones, pero si lo haces, reduce al mínimo su consumo.

4. Pescados y mariscos

Hay pacientes que pueden sufrir de tiroides por una deficiencia de yodo, pero hay otros que pueden ver su problema agravado al consumir yodo en exceso. En este caso se aconseja platicar con el médico especialista sobre el consumo de alimentos como pescados y mariscos, que son una fuente importante de yodo.

5. Frutos secos

Por desgracia, los frutos secos son una fuente de bociógenos, compuestos que reciben su nombre del término bocio, una glándula tiroides agrandada que puede ocurrir con el hipotiroidismo. Por esta razón, no es recomendable abusar de los frutos secos como las nueces, los piñones y los cacahuates, lo mejor es limitarlos en una dieta balanceada.

Con información de: Gastrolab

CD/YC

Notas del día: