Oct 05, 2021 / 04:48

¿Es verdad que no amamantar aumenta el riesgo de sufrir cáncer de mama?

Octubre es el mes de la sensibilización sobre el cáncer de mama, una enfermedad que produce alrededor de 458 mil muertes en el mundo y que para 2019, representó 17.19 defunciones por cada 100 mil mujeres en México de 20 años o más, según información del Instituto Nacional de Salud Pública (INSP), razón suficiente para hablar sobre lo que se relaciona con este padecimiento.

Uno de los propósitos de este mes es hacer conciencia sobre la importancia de la exploración mamaria y otros cuidados para prevenir el desarrollo de esta enfermedad, como una dieta balanceada, alta en frutas y verduras debido a su aporte de fibra, vitaminas, minerales y antioxidantes, además de reducir el consumo de grasas, azúcares y alcohol, que se han manifestado como factores de riesgo.

Pero, ¿qué hay de la lactancia materna? ¿Por qué algunos dicen que amamantar reduce el riesgo de sufrir cáncer de mama, es verdad? Esta es una duda que prevalece en la actualidad y que ha causado controversia, pero que aún sigue en el tintero para los investigadores, quienes han señalado algunos aspectos sin dar una respuesta contundente, te contamos de qué se trata.

Amamantar y el cáncer de mama

Los especialistas señalan que existen muchos factores de riesgo para sufrir de cáncer de mama. De entre los que existe mayor evidencia están los factores hereditarios, la densidad de la mama, el sexo y la edad de la persona, la obesidad, el consumo de bebidas alcohólicas o terapias hormonales, entre otros.

En cuanto a la lactancia materna se ha investigado al respecto y el estudio más relevante al respecto señala que la evidencia muestra las mujeres que amamantan presentan una disminución del riesgo de cáncer de mama hasta un 4.3% por cada 12 meses de lactancia materna, además de un 7% por cada nacimiento.

Asimismo, la lactancia materna reduce el riesgo de desarrollar cáncer de mama cuando la mujer tiene a sus hijos más joven, pero no cuando se trata de un embarazo precoz.

Los expertos aún se cuestionan a qué se debe que amamantar esté relacionado a un menor riesgo de sufrir cáncer de mama y consideran que podría deberse a que los ovarios no producen óvulos con tanta frecuencia durante la lactancia, o bien, porque amamantar cambia las células de la mama, que podrían ser más resistentes a los cambios que conducen al cáncer.

Por esta razón, los médicos aconsejan a las madres amamantar a sus bebés, aunque esto es una decisión personal, pero sí podría tomarse en cuenta como un beneficio a la salud, tanto de la madre, como del recién nacido. Y recuerda que para evitar el cáncer de mama lo más importante es hacer una autoexploración cada mes y hacerse una o dos revisiones anuales con el médico.

Así que la respuesta a la pregunta de si ¿es verdad que no amamantar aumenta el riesgo de sufrir cáncer de mama? sería que no, no aumenta el riesgo, aunque la lactancia materna sí está relacionada a una reducción de sufrir esta enfermedad.

Con información de: Gastrolab

CD/YC

Notas del día: