Dic 20, 2022 / 08:51

Andrés Manuel y la condición de las víboras  

Desde el Café

Bernardo Gutiérrez Parra

Jamás creí en la supuesta solidaridad de Andrés Manuel López Obrador con Ciro Gómez Leyva. El tabasqueño no se solidariza con nadie que no sea con él mismo. Su solidaridad con las víctimas es para la foto, no le nace del corazón. Y así ha sido siempre, esa es su condición.

Horas después del atentado al periodista puso cara de circunstancia y manifestó: “Quiero enviarle mi apoyo a Ciro Gómez Leyva... Afortunadamente no hubo consecuencias fatales y lo celebramos porque es un periodista, un ser humano, pero además es un dirigente (sic) de la opinión pública. Y un daño a una personalidad como Ciro genera mucha inestabilidad política. Desde luego lo principal es que nadie debe ser molestado, afectado, dañado y a nadie se le debe de agredir y mucho menos quitarle la vida…”. 

A nadie se le debe agredir, dijo el agresor por naturaleza… bueno.

Ciro agradeció la solidaridad presidencial pero no pasaron ni 72 horas para que (como lo comentó el propio periodista), recibiera un escupitajo en la cara.

Este lunes López Obrador lo acusó de ser “vocero del conservadurismo” y de pertenecer a un grupo de comunicadores (entre los que mencionó a Joaquín López Doriga, Denise Maerker y Carlos Loret) cuya “misión” es proteger los intereses de grupos de poder.

Y no le baja el señor.

Sabe que van 37 periodistas asesinados en su administración, 16 en este año; que México es por cuarto año consecutivo el país más letal para los comunicadores a nivel mundial, que en ese sentido estamos peor que en Ucrania y no le baja el señor.

Por el contrario, si se observa con atención, sus ataques contra los periodistas son cada vez más irreflexivos y viscerales. Son casi casi una invitación al linchamiento que no tarda.

No quiero imaginar a Denise Maerker o a Carmen Aristegui recibiendo denuestos de una turba mientras hacen sus compras en el súper. O a Raymundo Riva Palacio, López Doriga o Loret, soportando mentadas en la calle.

¿Eso quiere el presidente? No, quiere más. En su fuero interno quiere ver que los agredan físicamente, no al grado de lo que hicieron con Ciro sino a gritos, injurias y golpes. “Nos quiere ver humillados. Si por él fuera nos pintarrajearía el cuerpo y nos treparía sobre un burro para pasearnos del Ángel de la Independencia al Zócalo”, me dijo un colega.

Una de sus grandes frustraciones fue su fracaso al dar a conocer la lista de periodistas presuntamente chayoteros, porque lo que deseaba en el fondo era que la gente, mínimo los golpeara.

El teatro se le vino abajo cuando todos esos periodistas demostraron, con documentos en mano, que ese dinero que supuestamente recibieron como chayo, era producto de convenios con el gobierno federal y los gobiernos estatales; convenios que estaban debidamente registrados ante Hacienda y que pagaron impuestos.

Ayer, a propósito del artero ataque contra Ciro, escribí que López Obrador era casi tan responsable como el sicario que jaló el gatillo, pero un lector me corrigió: “El Estado es el responsable de la seguridad de los ciudadanos, por lo tanto, él se convierte en el responsable” y tiene razón.

Si bien no es culpable, sí es responsable de los periodistas asesinados en su gobierno, de los más de 145 mil asesinatos dolosos, de los feminicidios, los secuestros, las desapariciones y por supuesto del atentado contra Gómez Leyva.

Pero no lo culpemos de ser un hipócrita cuando habla de una solidaridad que no siente, ni de ser un mentiroso contumaz, un perverso, un malagradecido y un instigador a la violencia porque esa es su naturaleza. Tiene la condición de las víboras; nació para inyectar veneno.

Altotonga, un municipio para presumir

De mi última visita a Altotonga recuerdo las palabras de un amigo que cuando me tendió su mano me dijo medio amoscado: disculpa el basurero. Y es que eso era Altotonga, un gran basurero con desperdicios casi en cada esquina que se desparramaban desde las calles del centro hasta la periferia.

El pasado viernes regresé a Altotonga como invitado al Primer Informe del alcalde Ignacio Morales Guevara y la sorpresa no pudo ser más agradable: me recibió una ciudad pulcra y el mismo amigo que al tenderme la mano me dijo: deja que te presuma.

Y es que Altotonga está para presumirse.

En apenas un año el alcalde Morales Guevara logró el milagro de convertirla en una de las ciudades más limpias de Veracruz. ¿La fórmula? Se repararon y rehabilitaron las unidades de limpia pública con las que se recolectaron más de 35 mil toneladas de basura este año. Además, se duplicó el número de trabajadores de limpia que cuentan con uniformes y todos los implementos para ejercer su labor.

El Ayuntamiento hizo alianza con productores nacionales e internacionales para brindar asesoría a microempresarios. Y se construyeron dos nuevos mercados: el Panamá y el Colombia.

Nacho Morales y su comuna realizaron un macro proyecto de reforestación con más de 16 mil árboles y rehabilitaron el bosque de Zoatzingo que recobró su belleza natural.

En materia de salud Altotonga cuenta con la primera clínica “Un Nuevo Comienzo” donde se atienden más de 10 mil ciudadanos de manera gratuita y se equipó una ambulancia para brindar mejor servicio a la ciudadanía.

Si el primer paso de Ignacio Morales fue atacar el grave problema de la basura, el segundo fue atacar las graves carencias del municipio, por lo que rehabilitó los caminos que conducen a las comunidades más alejadas que ahora se comunican con la cabecera en menor tiempo. 

Una de las demandas más urgentes de la población es en el rubro de la seguridad. Nacho Morales fortaleció la seguridad de su municipio con una corporación policiaca preparada en la Academia de Policía que además se ha coordinado con fuerzas estatales que han llevado la tranquilidad al municipio.

La última vez que estuve en Altotonga lector, observé un pueblo sumido en la indolencia que contrasta con el dinamismo que vi el pasado viernes por el gran movimiento comercial que tiene el municipio.

Apoyado en un video que vieron los más de 3 mil 500 invitados que abarrotaron el auditorio Antolín Torres Mendieta, Nacho Morales agradeció el apoyo de su cabildo, de sus padres, esposa y tuvo la sensibilidad de agradecer a un político que lo ha apoyado a lo largo de su carrera: el diputado José Francisco Yunes Zorrilla.

El Proyecto de Desarrollo Municipal que diseñó Nacho Morales para Altotonga le valió que en el mes de agosto, la comuna recibiera el premio “Modelo de Excelencia de Alineación Municipal a la Agenda 2030”, otorgado por la Organización de las Naciones Unidas con motivo del VI Foro Global de Ciudades Sostenibles, realizado en París, Francia.

Vale la pena visitar Altotonga lector, no sólo por la limpieza de sus calles, su majestuosa Catedral y por la amabilidad y calidez de su gente, sino por la exuberancia de sus paisajes naturales, su gastronomía y su riqueza cultural e histórica. 

¿Qué viene para Altotonga? Tres años de buenas noticias y más progreso gracias a la excelente administración de su alcalde Ignacio Morales Guevara.

bernardogup@hotmail.com

CD/YC

* Las opiniones y puntos de vista expresadas son responsabilidad exclusiva del autor y no necesariamente reflejan la línea editorial de Cambio Digital.

Otras Columnas:

Jun 19, 2023 / 22:54

O se van Alito, Marko y Chucho o la Alianza va a tronar

Jun 07, 2023 / 08:34

Se nos va Marcelo burlado y engañado

Jun 05, 2023 / 08:22

15 derrotas al hilo sólo las aguanta el PRI

Abr 30, 2023 / 22:45

Más les vale que el presidente siga vivo

Abr 11, 2023 / 08:56

Interjet despegó, se elevó, voló alto… y se estrelló

Mar 27, 2023 / 08:50

Pepe Yunes y el “cariño” de Alito

Mar 13, 2023 / 08:38

Un viejo colmilludo que no tiene para cuándo morirse

Feb 28, 2023 / 09:37

Con el debido respeto; par de blandengues indecisos

Feb 09, 2023 / 08:47

El mejor de todos es Marcelo, pero no será el candidato

Ene 30, 2023 / 08:43

¿Así, o los quieren más ladrones, abusivos y déspotas?   

Ene 27, 2023 / 10:47

Lo que dirán de Yasmín Esquivel en cien años

Ene 20, 2023 / 09:14

La buena; hay medicinas hasta el 2024. La mala; lo dijo López Obrador

Ene 18, 2023 / 08:52

El Amlomato

Ene 17, 2023 / 10:14

¿Dónde anda Rocío Nahle?

Ene 16, 2023 / 08:31

¿Julen tiró el arpa? Son del PRI sus candidatos a gobernador

Ene 08, 2023 / 23:29

Como sospechoso del metrazo, van por José López Portillo

Ene 06, 2023 / 08:24

A estas horas ya debe estar pensando en cómo se va a escapar

Ene 05, 2023 / 08:59

Se me hace injusto, señor alcalde Ricardo Ahued

Ene 03, 2023 / 23:56

¿Y el sicario?

Dic 26, 2022 / 11:23

Órale, ahora resulta que el plagiado quizá sea el plagiador

Dic 18, 2022 / 23:03

Casi tan responsable como quien jaló el gatillo

Dic 16, 2022 / 07:27

El día que naufragó Ricardo Monreal

Dic 14, 2022 / 12:15

Hipólito; ¿primer miembro de la 4T en ir a prisión?

Dic 13, 2022 / 10:55

Rocío o Manuel; pésima la una, indeseable el otro

Dic 12, 2022 / 08:07

El “partido del futuro” con un carcamán del pasado

Dic 09, 2022 / 10:05

Nadie se acuerda de la basura

Dic 06, 2022 / 09:10

Lo que faltaba; el titular de Salud compareció con neumonía

Dic 05, 2022 / 09:38

El video que acalambró y sofocó a Rocío Nahle

Dic 02, 2022 / 10:13

Y retumbó en el Congreso la voz de Anilú Ingram

Nov 24, 2022 / 09:23

José Luis Lima Franco contra viento y marea

Nov 08, 2022 / 08:49

¿Se quedará en la orilla Marcelo?

Nov 03, 2022 / 08:58

Las cifras macabras de López Obrador

Oct 31, 2022 / 08:58

El altar que estaba haciendo falta

Oct 27, 2022 / 08:50

Primero “El Pirata” y luego Los Tiburones

Oct 20, 2022 / 09:10

Claudia la mala; Rocío la peor

Oct 05, 2022 / 08:20

A buena siembra buena cosecha

Oct 03, 2022 / 09:52

El mismo argüende de todos los años

Sep 29, 2022 / 08:45

Hasta siempre, don Miguel

Sep 19, 2022 / 09:22

Pepe; creí que querías ser gobernador

Sep 12, 2022 / 08:44

O corren a Alito, o va a vender al PRI

Sep 07, 2022 / 09:59

Gana Andrés Manuel, pero también José Yunes Zorrilla

Sep 01, 2022 / 09:16

Quién lo hubiera creído del gris y opaco Santiago Creel

Ago 19, 2022 / 11:01

Aclara Lima Franco aportaciones al SAR y recursos del IPE

Ago 07, 2022 / 23:18

Las dos Viridianas

Ago 05, 2022 / 09:32

Beatriz Paredes sorprende a todos

Jul 22, 2022 / 09:25

Primera llamada… primera llamada

Jul 21, 2022 / 08:53

Lima Franco desmiente y aclara

Jul 20, 2022 / 09:02

La cátedra de Pepe del viernes anterior 

Jul 11, 2022 / 12:44

Inevitable encontronazo entre Ahued y constructores

Jul 06, 2022 / 11:10

Gómez Cazarín muestra su juego y bajan a Manuel Huerta

Jun 29, 2022 / 10:24

Si se desploma Rocío el caballo negro puede salir de Sefiplan

Jun 03, 2022 / 10:02

Ley Monse; golpe a encubridores de feminicidas

May 03, 2022 / 09:06

Línea 12 del Metro; ni un responsable en prisión

Mar 18, 2022 / 09:52

Cuando te das cuenta que ninguna fortuna es para siempre

Ene 30, 2022 / 21:15

Ricardo Ahued; sus primeros 32 días

Ene 16, 2022 / 23:10

¿Que no hay mal que dure cien años?

Ene 02, 2022 / 23:47

Llegaron a robar y lo lograron

Dic 09, 2021 / 08:50

Se les viene la noche a los Yunes del Estero

Nov 30, 2021 / 09:28

Hasta dos vendedores estarían ofertando el PAN a Cuitláhuac

Nov 23, 2021 / 09:26

Arranca calientita la campaña por la dirigencia del PAN

Nov 11, 2021 / 09:15

¿Qué va a pasar en Veracruz?

Nov 10, 2021 / 07:56

Los diez minutos de José Yunes ante la Comisión de Presupuesto

Nov 05, 2021 / 10:03

Benditas las mujeres en la 66 Legislatura

Oct 26, 2021 / 23:40

Algo está podrido en el país

Oct 19, 2021 / 09:39

José Yunes y la verdad que nadie le puede rebatir

Oct 15, 2021 / 21:20

Se los dije

Oct 12, 2021 / 10:16

Américo Zúñiga la gran frustración de Hipólito

Oct 10, 2021 / 14:17

El INSABI; un margallate sin pies ni cabeza

Oct 06, 2021 / 08:33

No puede ser que falle tan feo la memoria

Sep 30, 2021 / 09:54

La carga sobre la espalda de Ricardo Ahued

Sep 20, 2021 / 03:49

Lo que le depara el destino a Andrés Manuel

Jul 21, 2021 / 00:09

Sobre el aborto, a Dios lo que es de Dios

Jul 12, 2021 / 11:21

Se enciende la mecha en Cuba