Escucha

MARTES 24 DE MAYO

El tiempo - Tutiempo.net
Dic 10, 2021 / 08:41

✍️Calambres/Esaú Valencia Heredia 10/12/2021

* El político se ve acorralado y por eso miente

El problema de los gobernantes responsables es que toda decisión que ellos tomen se pone en tela de juicio por el pueblo llano que tiene el poder de bajarlo o mantenerlo en la poltrona en las siguientes elecciones.

Los políticos actuales en general han encontrado el sistema de mantenerse en el poder gracias a la ignorancia del pueblo, para eso salieron muy buenos.

Existe la creencia, verdad o mentira que un ciudadano ignorante, inculto y carente de educación se convierte en súbdito aborregado, fácil de manejar ya que se conforma con lo que se le dicta y se le ordene por ser incapaz de poner en tela de juicio aquello que se le dice.

Casi siempre los políticos anteponen la bandera de la ignorancia por delante de sus ideales políticos ya que el pueblo será incapaz de reclamar nada creyéndose todas las mentiras que les cuentan desde lujosos despachos.

La mentira es una práctica que tradicionalmente la opinión pública relaciona con la profesión política. La mentira, la ocultación de información, la tergiversación y el secretismo han estado presentes en la vida pública de cualquier sociedad humana organizada en cualquier época.

El juicio sobre si lo que un político dijo es verdad o es mentira queda en manos de los electores. Si los electores consideran que mintió, se tratará de una mentira ilegítima y que, al no ser aceptada por los votantes, puede suponer el final de la vida pública de un político. Aunque los políticos pueden mentir, la ciudadanía tiene la posibilidad de castigarles electoralmente si se siente engañada o defraudada.

El pueblo siempre tendrá la razón. No se equivoca. Y es que la misma rutina a lo mejor hace al político decir mentiras. Imagínese una autoridad de una sierra, por ejemplo la de Zongolica que le diga a sus ciudadanos en campaña que jamás van a salir de la pobreza, que si el gobierno algún día decide transformar ese lugar iban a salir de pobres y no iban a tener más apoyos del gobierno estatal, ustedes que creen que pueda contestar la gente. Mínimo lo linchan y lo amarran y en una de esas hasta la queman por mentiroso cuando él mismo quiso decirles la verdad, la neta del planeta como dijeran los chavos.

Un político es una sábana muy miada. A lo mejor usted apreciable lector se ha topado con algún político en campaña o en el ejercicio del poder y se lo presentan y en ese momento la persona le pregunta si se acuerda de el y de inmediato el servidor público le dice que sí, que no recuerda bien pero que cree que en algún momento los presentaron y que se acuerda de él.

Son muchas veces que el político miente. Por ejemplo cuando dice que no espera un cargo público, que el va cumplir su mandato por el cual fue electo y a medio gobierno en elecciones dice que le solicitaron separarse del cargo porque su partido lo invito a participar, entonces uno se cuestiona porque entonces aspiro ese cargo si lo iba a dejar a medias, con la ciudadanía no se juega por eso luego le dice sir verdades a los políticos y ahí es cuando se enojan.

En caso de tener aspiraciones las debe de decir para que haya congruencia si al final va ser lo que quiera. La política debe ser una actividad profesional como si fuera un ingeniero que trabaja en una empresa y va escalando, es una actividad donde los hijos no se deben avergonzar de su padre, por el contrario que bueno que apoyen al prójimo como parte de su labor.

    ***Que chinga le metió Dante al Carmelita del tal Alito.

Luego de la ocurrencia del presidente nacional del PRI, Alejandro Moreno, que tachó al partido naranja como el gran esquirol del país por hacer el trabajo a Morena, Dante Delgado no se aguantó le salió lo cordobés y dijo al referirse a Alito que mejor debería ponerse a trabajar y dar buenos resultados para su partido.

“Él (Alejandro Moreno) y yo fuimos senadores en la 60 y 61 legislatura, es más joven que yo. Pero eso no lo exenta de que no asuma su responsabilidad”.

Al ser cuestionado por cual era la responsabilidad de Alito, expresó que tiene que dar buenos resultado para el partido en lugar de ver lo que hacen los otros.

El ex gobernador de Veracruz opto por la mejor opción diciendo que no lo sentía como un agravio, porque las palabras hay que tomarlas de quien viene.

Arremetió argumentando que el PRIMOR afecta más al PRI y si sigue con esas prácticas va desaparecer lo poco que queda de ese partido donde los enanos ya le están creciendo.

Será que un mexicano en sano juicio pueda meter la mano al fuego por algún político encumbrado o a lo mejor se está uno pasando demás.

Es preocupación de los hijos de político ver como tunden en redes a sus padres, muchas veces no se entiende porque se meten a la vida pública sabiendas que de una u otra forma van a salir raspados.

Cuando alguien menciona a un político de inmediato su nombre lo ponen en google y es ahí donde salen  

Es lamentable ver como entran con mucha enjundia y se retiran lleno de descalificaciones que serán verdad o mentira se lo hayan ganado a pulso o no, pero son juzgados por la sociedad civil y en ocasiones pega mucho, pocas veces salen limpios de la tina política.

Lo más seguro es que quien sabe como solía decir el fotógrafo Jaime Pérez Viveros.

Una vez que dejan un cargo sienten que el pueblo los vuelve a necesitar y se preparan para repetir el cargo o de plano van por algo más grande, la política envenena, es como una adicción que atrapa al individuo y difícilmente lo dejan solo.

 REFLEXIÓN: Tómate tiempo en escoger un amigo, pero sé más lento aún en cambiarlo.

CD/YC

Notas del día: